3 medidas que puedes tomar al solicitar un préstamo muy alto

Enviado por Equipo Comparabien el Mar, 30/04/2019 - 10:18
Si estás a punto de pedir un préstamo por un monto bastante elevado, procura tomar estas medidas en cuenta para garantizar el éxito.

Cuando pedimos un préstamo podemos hacerlo para solucionar algún evento puntual, tomar un viaje o algo que requiera de una pequeña inversión; pero también puede que solicitemos un monto mucho más elevado para realizar una compra importante, financiar algún estudio como una maestría, o invertir en algún negocio.

En estos casos, la dinámica cambia un poco pues se trata de una cantidad mucho mayor y es necesario tomar algunos cuidados especiales. A continuación, te proponemos tres:

1. Contratar un seguro de desempleo
Al solicitar una cantidad importante y que tomará más tiempo de devolver, asegurarte con un producto como este permitirá que, en caso tu situación laboral cambie mientras estás pagando el préstamo, no te atrasarás pues el seguro se hará responsable del pago. Lo mejor es que muchas entidades ya lo incluyen dentro del CAT (Costo Anual Total) y no tienes que contratarlo de manera particular. En cualquiera de los casos, lo mejor es que averigües.

2. No retirar el dinero en efectivo
Hablando más sobre la seguridad, si se trata de un préstamo con una cantidad bastante elevada, salir de la entidad financiera con el efectivo, sin tomar más precauciones, podría desembocar en una situación complicada. Los robos y secuestros están a la orden del día, por lo que debes considerar prevenir cualquiera de estas situaciones. No retires en efectivo, que alguien te acompañe, etc.

3. Revisar con cuidado el CAT
Esta recomendación sirve tanto para montos pequeños como grandes, pero puede tener muchísimo más impacto tratándose de un préstamo con un monto elevado, ya que hasta una diferencia pequeña en la tasa de interés o en las comisiones a cobrar, significará un ahorro considerable para tu bolsillo. Compara las alternativas y comprométete con aquella que realmente te convenga.

No olvides que es necesario acordar una cuota mensual que se acomode a tu presupuesto y no demande demasiado esfuerzo, sobre todo cuando invertirás un tiempo largo devolviendo el dinero.

Johanna Bernuy | Periodista y blogger

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.

Comentarios