Las cosas que tus papás no sabían sobre los préstamos inmediatos ¡y tú sí deberías!

Enviado por Equipo Comparabien el Dom, 28/07/2019 - 10:11
Los préstamos inmediatos son extremadamente populares en América Latina y de seguro más de una vez tus papás pensaron en solicitarlos o lo hicieron. Esto es lo que tú debes saber.

Seguramente has escuchado hablar de los préstamos inmediatos o microcréditos. Básicamente, son como los préstamos personales regulares, pero más rápidos y más fáciles de obtener. El principal gancho de estas empresas es que ofrecen darte el dinero en tiempo récord, aún si estás en el Buró de Crédito. Esto es lo que resulta sumamente atractivo para las personas pues la mayoría ha tenido uno que otro problema con el pago de deudas y no tienen el mejor puntaje en esa central de riesgo.

Entonces, una vez que aparecieron estos créditos, la solución era simple. ¿Necesitabas dinero de más? ¡Préstamo inmediato! ¿Alguien sufrió un accidente? ¡Préstamo inmediato! ¿Había que arreglar algo en casa? ¡Préstamo inmediato!

Pero no todo es tan fácil como parece. Y es que estos préstamos, si bien son entregados con facilidad y rapidez, los pagos que se realizan a cambio no te dejarán tan feliz como al inicio, pues las condiciones que manejan no siempre son las más convenientes, generando un gasto bastante elevado.

Muchos suelen ignorar esta parte y se centran en los beneficios y las cosas positivas de los microcréditos, usándolos y recurriendo a ellos siempre; sin embargo, para tomar las decisiones adecuadas y darle un buen uso a tu presupuesto, debes conocer la historia completa. A continuación, las cosas que probablemente tus papás no han tomado en cuenta sobre este tipo de créditos y que tú sí deberías conocer y compartirles:

No siempre el plazo que prometen, se cumple
Si bien hay entidades que juran que el dinero se deposita en la cuenta en diez minutos o un plazo parecido, no siempre se da de esa manera. Por otro lado, en algunos casos, conviene más ser un poco paciente y esperar, ya que las tasas de interés pueden ser menores solo porque el dinero es entregado en un plazo mayor.

Atrasarte en los pagos sale más caro de lo que piensas
Como las tasas de interés suelen ser más elevadas, si se te pasa la fecha de pago o tienes algún inconveniente y no devuelves el dinero a tiempo, la cantidad a pagar no será tan buena con tu cartera. Además, deberás sumarle la comisión por atraso, haciendo que la cantidad sea todavía mayor. Por eso es muy importante que cumplas con todos los plazos y condiciones.

La cantidad que puedes solicitar es limitada
Un préstamo inmediato no ha sido creado para cubrir todas tus necesidades. En realidad, la cantidad que puedes solicitar es limitada, ya que será devuelta en un periodo corto, y está pensada para que puedas resolver emergencias del día a día, sobre todo cuando estas no pueden esperar, pero no para emprender grandes proyectos ni cosas que demanden.

No son para formar parte de la vida diaria
Acostumbrarse a depender de este tipo de préstamos es fácil. Se podría decir que son algo ‘adictivos’, ya que no se necesita de mucho papeleo para obtener el dinero y el tiempo tampoco representa una gran inversión. Sin embargo, acostumbrarse a pedirlos para todo es prácticamente como andar en la cuerda floja y puede costarle muy caro.

Muchos son por internet, pero no por eso menos seguros
La mayoría de estos créditos se gestionan por internet, pero ese no es el problema, ya que hoy por hoy existen muchos trámites que se hacen por esa vía. Lo que sí se debe hacer es identificar a una empresa real, que ofrezca el dinero de manera real y así evitar caer en alguna estafa.

La recomendación que brindan los expertos en finanzas sobre los préstamos inmediatos siempre será: ¡Usarlos para cubrir emergencias, si no hay ninguna otra opción! Y es que, por más atractivos que se presenten, pueden representar un riesgo, así que mejor será tener los ojos abiertos y solicitarlos solo en caso no haya más alternativas. Si no se trata de algo que deba ser resuelto sí o sí en ese momento, puedes solicitar un préstamo personal y así obtener el dinero extra que necesitas.

Asegúrate de comparar las alternativas y ver cuánto terminarás pagando en total por el crédito. Míralas en Comparabien.com.mx.

Johanna Bernuy | Periodista y blogger

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.

Comentarios