¿Qué productos conviene comprar por mayoreo y por qué?

Enviado el Mié, 25/02/2015 - 14:07
Aunque a muchos les parezca que comprar por mayoreo es el último recurso, en realidad puede resultar una herramienta bastante interesante si sabemos en qué momento aplicarla.
¿Qué productos conviene comprar por mayoreo y por qué?

Se denomina compra por mayoreo o por mayor cuando se compra determinado producto en una cantidad más grande. No nos referimos a llevar dos tarros de leche en lugar de llevar uno, sino a llevar el six pack. Esto porque usualmente, cuando los productos vienen en paquetes mayores suelen costar menos.

Si no nos crees, no te preocupes, es fácil de comprobar. La próxima vez que vayas a comprar a una tienda o supermercado, multiplica el precio individual del producto por seis y compáralo con el precio del six pack, o el precio de la caja pequeña por dos y compáralo con el de la grande; verás una diferencia. Ahora, quizás lo que pienses es que el ahorro es tan poco que no vale la pena. Pero recuerda que todo va sumando. En uno o dos productos quizás no se note, pero en diez ya se comienza a ver la diferencia.

El ahorro lo comprobarás conforme pasen las semanas y no tengas que recurrir a la tienda cada vez que se acabe el producto porque tienes algunas reservas. Entonces verás que no solo estás ahorrando algo de dinero sino también tiempo.

Si el problema es que no tienes suficiente dinero para comprar las cosas por mayor (porque somos conscientes que en la primera compra no se ve el ahorro), intenta aplicar esta medida cuando recibas algún dinero extra o en lugar de realizar alguna compra de ropa, zapatos o algo que pueda esperar.

¿Qué comprar?

Si bien la compra por mayor se presenta como una buena opción, no se aplica a todos los productos. Solo recomendamos comprar por mayoreo productos no perecibles. Es muy común que al ver las ofertas y promociones de “Lleve 2 pagando 1” o “Lleve 3 pagando 2”, aprovechemos y no solo llevemos productos no perecibles sino también frutas, verduras, entre otros.

El problema con esto es que, a menos que sea una familia realmente numerosa, aquí el comprar por mayor es más una pérdida que un ahorro. Si compraste tres kilos de manzanas aprovechando la oferta y ahorraste algunos pesos, será lo mismo cuando después de diez días tus manzanas ya estén malogradas porque en ese tiempo solo pudiste comer la mitad.

Entonces, lo recomendable es solo comprar productos no perecibles, que puedan durar semanas y nada los dañe en caso no los uses. Por ejemplo, jabón, leche, papel higiénico, lavaplatos, detergente, galletas, cereales, etc.

El ahorro es progreso y la compra por mayoreo se presenta como una opción que, sin esfuerzo, nos puede guiar a esto.

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.