¿Por qué no me conviene solicitar un crédito con enganche cero?

Enviado el Mié, 26/10/2016 - 12:37
Este tipo de créditos pueden parecer atractivos en un principio, pero terminarán dañando su bolsillo más de lo que cree.
¿Por qué no me conviene solicitar un crédito con enganche cero?

Al comprar un auto, una de las cosas que suelen complicar el proceso es el ahorro de la cuota inicial o enganche que el banco solicita. Se trata de un porcentaje del precio del auto, que variará dependiendo de la institución con la que saque el crédito, puede ir entre un 10 a un 30%.

Pero no en todos los casos tendrá que dar un enganche. Existen algunas instituciones financieras que ofrecen créditos a ‘enganche cero’, es decir, no es necesario que brinde una cuota inicial para solicitarlo. Cuando se trata de esos productos debe tener mucho cuidado.

Si analiza financieramente la situación, al no dar un enganche está solicitando más dinero al banco, lo que implicará, de alguna manera, más tiempo en pagar la deuda y por lo tanto, más intereses. Dando la cuota inicial, podría haber cancelado el crédito en 4 años; pero sin ella, el plazo de la deuda crece hasta 5, ya que la idea es pagar una cuota mensual que no amenace su presupuesto.

Pero no en todos los casos la respuesta a este tipo de créditos debe ser negativa. Supongamos que usted no tiene ahorros para dar la cuota inicial, pero sí cuenta con un salario que le permite pagar una cuota mensual elevada, lo que no implicaría un mayor tiempo en la devolución del dinero. En estas circunstancias y si no desea esperar hasta ahorrar la cuota, podría solicitarlo, aunque de todas maneras está asumiendo un riesgo.

Lo más recomendable es ahorrar apenas comienza a pensar en comprar un auto, esperar unos meses hasta tener una cantidad determinada y luego, comparar todas las opciones del mercado para ver cuál le ofrece lo mejor por el dinero que tiene. Para esta tarea, lo ideal es usar los comparadores web como el de Comparabien.

Johanna Bernuy | Periodista y blogger

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.