Blog de Consejos - Mi Auto

Aquí podrás obtener ayuda financiera para que puedas cumplir tus obligaciones financieras del día a día y también para que puedas ahorrar o prevenir lo que venga en el futuro

Los seguros vehiculares son una especie de héroe para todos los conductores del parque vehicular mexicano. A diario hay accidentes, siniestros y más de un conflicto en donde tener uno de estos seguros es 100% conveniente y permite ahorrar miles de pesos y mucho tiempo.

Para muchos jóvenes, comprar un coche es algo “de adultos” y lo han visto tan lejano que, cuando llega el momento de hacerlo, están perdidos en cuanto a lo que significa, los requisitos, lo que se debe hacer y lo que no.

Decidir comprar un coche es, sin duda, cumplir una de las metas más importantes para muchos. Y la compra se hace todavía más especial cuando compruebas que tienes la libertad de llevar a quién quieras y lo que quieras, tomar la ruta que deseas, o simplemente, transportarte en tu tiempo y sin depender de nadie.

Encontrar un auto que funcione bien, tenga buen precio y además, sea bonito, no es una fantasía vehicular, como dirían muchos. En realidad, es posible encontrarlo y adquirirlo sin irse a la quiebra, pero requiere de cierta sabiduría.

La portabilidad de créditos automotrices ya está aquí. Así como es posible cambiar de banco cuando tienes un préstamo de nómina, hipotecario y hasta una tarjeta de crédito, ahora también puedes hacer lo mismo si tienes un crédito automotriz. La pregunta es, ¿será que esto de cambiar de banco realmente conviene? La respuesta dependerá de las condiciones que te ofrezcan.

¿Has visto diferentes webs que ofrecen comparadores en línea, pero hasta el momento no te has animado a usar alguno? Estos son algunos detalles que puedes tener en cuenta para utilizarlos y sacarles el mayor provecho posible.

La compra de un auto usado no es algo ajeno para los mexicanos. En muchos casos, se conviene en la opción ideal para adquirir un coche cuando no se tiene mucho efectivo o mucha práctica ante el volante.

Barato no siempre tiene que significar malo. En realidad, hay algunos puntos que puedes tomar en cuenta para ahorrar en la compra de un seguro automotriz y obtener uno que te proteja de lo que necesitas.

Cuando pedimos un préstamo podemos hacerlo para solucionar algún evento puntual, tomar un viaje o algo que requiera de una pequeña inversión; pero también puede que solicitemos un monto mucho más elevado para realizar una compra importante, financiar algún estudio como una maestría, o invertir en algún negocio.

¿Será que elegir con cuidado tu seguro vehicular es tan importante como dicen? La respuesta es sí, ya que la idea es que pagues por un producto que necesites, que responda a las necesidades que tengas y que, además, te dé beneficios que realmente vas a poder usar.