6 tips para decidir entre un auto mecánico y uno automático

Enviado el Mié, 27/07/2016 - 10:29
Si aún no sabe qué tipo de auto comprar, estas tres ideas le van a ser muy útil.
6 tips para decidir entre un auto mecánico y uno automático

Cuando hay que escoger el auto, la única decisión que tomaremos no será el modelo o la marca, también se trata de elegir si escoger una caja mecánica o una automática. La diferencia es clara en el manejo, son dos estilos diferentes pero muchos no saben exactamente cuáles son las ventajas de uno o de otro.

Lo cierto es que ambos traen cosas positivas y negativas, así que para que tenga una mejor idea, hemos resaltado los siguientes puntos:

1. Para viajes en carretera:
Cuando se trata de aprovechar el auto para salir de viaje o andar por carretera constantemente, se recomienda el mecánico, pues puede controlar la marcha (potencia) y los cambios que realiza, sobre todo cuando se trata de lugares montañosos.

2. Para ir a la oficina:
Cuando se trata del día a día, se recomienda el automático por cuestión de facilidad y practicidad. Al tratarse de un camino parejo (como el de las autopistas), esta caja le permite viajar sin estar preocupado por realizar los cambios o por mantener el pie en el embrague.

3. Para afrontar el tráfico:
Si la congestión de vehículos se cruza por su camino, los carros automáticos salen ganando, pues el tráfico hace que acelere y frene constantemente, y con ese tipo de auto no tendrá que estar realizando cambios “a cada rato” mientras retoma la marcha.

4. Mayor comodidad:
Olvidarse del embrague y de los cambios vale más para algunos y es por eso que escogen este tipo de autos. Antes se creía que no tenían tanta potencia como los mecánicos, pero ahora uno puede encontrar ambos tipos con la misma potencia.

5. Mayor control:
Quienes eligen el auto mecánico están acostumbrados a ejercer total control sobre la velocidad y potencia del auto, y les gusta poder regularla constantemente cuando manejan. Esto no es algo que todos los conductores deseen pues controlar el embrague y la palanca de cambios puede ser difícil de lograr y demanda mayor esfuerzo.

6. En precios:
Los autos automáticos suelen ser más costosos en las reparaciones y consumir más combustible que los mecánicos.

No olvide tomar en cuenta con qué auto se siente más cómodo y bajo qué estilo conduce mejor. Por lo demás, al solicitar el financiamiento no importa si se trata de un modelo automático o mecánico, lo primero que debe hacer es comparar sus opciones para obtener las tasas más bajas.

Johanna Bernuy | Periodista y blogger

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.