La anualidad de la tarjeta de crédito: 3 puntos a tener en cuenta al elegir

Enviado el Lun, 11/06/2018 - 11:30
Las tarjetas que no cobran anualidad, pueden cobrarte más intereses o quitarte algunos beneficios, por lo que es necesario saber muy bien de qué trata antes de solicitarlas.
La anualidad de la tarjeta de crédito: 3 puntos a tener en cuenta al elegir

Una de las cosas que las personas buscan en una tarjeta de crédito es que no sea muy cara, y para eso, a veces eligen aquellas que no cobran ningún cargo por anualidad, pero cuidado, porque puede perjudicarte más que beneficiarte.

Las tarjetas que no cobran anualidad son llamadas también tarjetas básicas, y aunque todo puede parecer salido de cuento de hadas, no es exactamente así. Para justificar esa “falta de cobro” los bancos tienen ciertas condiciones que debes conocer:

1. No obtienes tantos beneficios
Al no pagar anualidad, las entidades financieras tienen que idear algunas otras condiciones para garantizar que los usuarios utilicen las tarjetas. Una de ellas es la eliminación de beneficios. Por ejemplo, este tipo de tarjetas podría no permitirte acumular millas, puntos o recibir descuentos.

2. Los intereses pueden salirte más caros
Para recuperar el cobro de la anualidad, las tarjetas básicas demandan tasas de interés más altas. Esto podría no representar un problema si eres un cliente totalero, es decir, cancelas toda tu deuda en una sola cuota, esto no tendría que afectarte, pero si sueles diferir tus compras a varios meses, representaría un desbalance en tu presupuesto.

3. Debes revisar el consumo mínimo
Otra de las condiciones más comunes es que, para eliminar el costo de la anualidad, debes consumir como mínimo una cantidad determinada cada mes. Lo ideal es que estés al tanto de esta condición y te asegures de que está dentro de tu presupuesto.

4. Si la usas para emergencias, debes evaluarlo con mucho cuidado
En el caso de las personas que solo tienen la tarjeta para usarla en casos de emergencia, es necesario revisar con cuidado las condiciones, ya que, al no usarla para sus gastos regulares, no podrían cumplir con el consumo mínimo mensual.

El costo de la anualidad es un elemento que debes considerar al buscar una tarjeta de crédito, sobre todo porque podría sacarte de tu presupuesto si no le prestas atención. Recuerda que, para comparar los diferentes plásticos, puedes utilizar el comparador de tarjetas de Comparabien.com.mx.

Johanna Bernuy | Periodista y blogger

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.